Un gato en el año del tigre

Mi gato maúlla por siempre.

Archive for the ‘Historias del pasado’ Category

Cisne mudo

with one comment


Perfil griego

Perfil griego

Cisne

Venían de muy lejos a dejarse ver por sus manos, le rogaban por la vida de sus hijos y el sufrimiento de sus ancianos, lloraban de emoción cuando salía triunfante de verde dejando fuera del pabellón a la muerte una vez más, y sobre todas tantas y otras cosas, le idolatraban por salvar la vida a la eterna reina del carnaval del pueblo, sin dejar de lado esa sonrisa que era tan mágica como todo lo demás en esta tierra del oro.

En un lugar donde las paredes sudan cochanos y las calles rezuman oro cuando llueve, en el que la belleza es tan intensa que duele y las creencias vienen de todos los lados imaginables, es difícil encontrar algo o alguien que encienda sentimientos tan profundos como las vetas que abundan en todas direcciones sin ser vistas.

Las amenazas de su talento surgieron temprano en la carrera, al punto de rebatir la opinión de galenos eminentes e instalados en comités de evaluación incapaces de acotar sus neuronas estudiantiles. Le recuerdo siempre decir demanera lacónica, cada vez que rebatía sin misericordia el dictamen especializado de algún colega destacado – es que no saben. A partir de entonces y para siempre, sus diagnósticos sentaron precedentes en muchos sentidos, no tanto por su conocimiento como por su ojo clínico. Las limitaciones de un consultorio que no pasaba de un mobiliario victoriano, con la pobre Remington que apenas sobrevivía al traqueteo acelerado de sus dos dedos, no eran obstáculo para resolver toda clase de traumas de la que una zona minera puede presumir. Su magia llegó a niveles místicos cuando, quizás por la incidencia de enfermedades respiratorias en esa zona , combinó técnicas de manera efectiva para el tratamiento del asma. Llegaban en autobuses llenos de esperanza y enfermos del aire, de lugares tan lejanos como inesperados.Esos peregrinos de la salud eran movidos por la fe absoluta de obtener de vuelta una vida normal, como en procesión al santuario.

Cómo explicar un don de esa naturaleza? Quienes llegaban temblorosos a su consultorio espartano, veían la luz en sus palabras y retomaban la vida dejando atrás la intermitencia que les amenazaba. Este enderezador de entuertos, con toda su carga quijotesca, veía venir de lejos las enfermedades antes que sus pacientes las sintieran. Por nada le decían que era brujo. Por similares razones le tildaron también de loco.

Las jóvenes en especial, sentían terror por las consecuencias de sus aventuras de la edad y la pasión, cuando se enfrentaban a esa mirada que escrutaba sin desvestir, capaz de acertar las semanas de gestación con pocos días de error.Llegaban de la mano de la madre inocente, sin subir la cara, mientras los síntomas eran narrados de manera piadosa. Desde muy temprano en la consulta la verdad rondaba el ambiente. Al terminar la historia y ante la pregunta – qué tendrá mi niña, Doctor? – no era necesario ni siquiera auscultar a la púber, allí estaba la sonrisa del galeno para detonar la carga que duraría toda la vida. – Felicidades abuelita –mientras firmaba el récipe para la primeriza adolescente, extendiéndolo mecánicamente. Su método tenía fama de infalible y mientras caminaba por las calles del pueblo, las niñas en desarrollo evitaban cruzarse con este oráculo local.

Le recuerdo alrededor de la amplia mesa de campo, fumando rodeado de su prole y narrando historias infinitas de vida y muerte, amor y soledad, pacientes y vícimas, cuando al final siempre señalaba hacia un lunar de color extraño que adornaba su pecho cerca del hombro. – De esto es que me voy a morir – decía para nuestra sorpresa infantil.

Nunca lo hizo porque su magia no salió del pueblo. Algunos afortunados logramos escucharle parte del método que descarta vírgenes. Parece que tiene que ver con la forma del cuello y la graciosa curva que adorna su caída, como un cisne, la cual se pierde para siempre en la brega inicial. Me lo imagino riendo al lado de sus colegas, en el hospital donde todos van vestidos de blanco impecable por una eternidad, mientras las jóvenes del pueblo le elevan devotamente rezos tardíos en busca de un milagro.

Gustavo Pisani, Richmond 4 de Octubre, 2015

Mes de la Hispanidad- Amazon seleccionó la #EnciclicaVerde a precios de #Cruzadambiental para promover la lectura de nuestras letras. Jamás tanto honor ha sido otorgado a esta obra.

Para que la disfrutes en Amazon.com/Gustavo-Pisani

#eBookSpain  #AutoPublicaconKindle

Anuncios

Written by gpisanic

04/10/2015 at 11:52 AM

Por un ábside

with one comment


Por la fe al fondo

Por la fe al fondo

Cap. Barro – La Encíclica Verde

Los estudios vocacionales de los domingos le indicaron el camino de la inteligencia, hasta que tomó un desvío que no aparecía en su mapa.

Ahora se encontraba de bruces con algo desconocido que la estaba quemando por dentro sin saber exactamente dónde. Ni cómo calmar esa brasa inextinguible que aumentaba la angustia al punto de contener la respiración, hasta el siguiente encuentro semanal sin palabras donde recobraba la vida, con una ventana de por medio que siempre aparecía entre su felicidad y la desdicha.

Gustavo Pisani, Octubre mes de #AutoPublicaenKindle

#EnciclicaVerde selecionada por Amazon para promover la lectura durante el mes de la Hispanidad.

#Cruzadambiental #eBookSpain

Written by gpisanic

03/10/2015 at 9:54 PM

El baile

leave a comment »


Del baile a la vida

Del baile a la vida

La tierra tembló mientras los visitantes de todas partes llegaban lentamente a la concentración anual de su patria sin fronteras, nación perseguida y atacada, pero nunca derrotada. Se les ve la gloria en las caras curtidas y orgullosas, por cuyas arrugas como canales vertieron lágrimas para abonar el camino de la diáspora. Lucen como cualquier hijo de vecino de este pueblo imaginario, indígenas de una estirpe que el progreso y el desarrollo no han podido exterminar, a pesar de su empeño cómplice. Más de un siglo ha transcurrido desde la expulsión que sufrieran de su hogar – la tierra en la cual siempre vivieron hasta que alguien ajeno la deseó con otros propósitos. Arrancados de sus paisajes por la fuerza, dejaron atrás los muertos y la vida que les brindaba el equilibrio con su entorno, para ir a enfrentar una suerte precaria que nunca les ha sido justa.

Delaware es una nación viva, a pesar de haber sido engullida por la terrofagia practicada con saña y maña por los descendientes de los recién llegados del año 1492. El espíritu de este pueblo persiste y crece en cada uno de sus descendientes, donde quiera que se encuentren en este mundo el cual asumimos como moderno, mientras muere en transmisiones en vivo y en directo, como un programa de realidad extrema en Televisión.La mengua cultural nos lleva a presenciar la debacle ambiental como un espectáculo más. Jamás la vida de esta nación valiente tuvo tanto sentido como ahora para la humanidad.

La magia de su tradición oral es de una naturaleza tal, que puede compararse directamente a la de Homero frente al Peloponeso cantando sus épicas con los ojos hacia el cielo en busca de los Dioses, mientras los pescadores regresaban de sus faenas. La envidia divina ha sido sustituída por la avaricia humana.El equilibrio siempre roto del universo resulta cada vez en mayores consecuencias para aquellos notorios orgullos que sobresalen.La barbarie en la eterna lucha contra el bien.

Pero es la danza lo que los acerca a su verdadero esencia :la madre tierra. Esa expresión que los une en mucho más de un sentido o de una percepción, la cual trasciende todo lo que pueda ser dicho o escrito. Es el tiempo cuando el cuerpo habla con voz propia.

Mucho más que un movimiento acompasado, o que una excusa para propiciar la reunión, su danza nos habla a través de las cadencias, del flujo y de la pasión que rebosa el estadio donde todo sucede para este grupo de personas con la misión de sobrevivir.Llevan existencias endurecidas por las circunstancias y bendecidas por el espíritu que les mantiene unido mucho más allá de un gentilicio con pasaporte e impuestos.

Bailes de sanación, de amores, de victorias y de entierros, cantos tan sentidos capaces de llenar el bosque que nos rodea hasta las estrellas. Vestidos que traducen el orgullo y la valentía de su raza, rasgos que nos vienen desde siempre en este mundo nuevo. Presencia capaz de retar las convenciones que les rodean en las ciudades y trabajos donde se ganan lo que se llama la vida. En suma una actitud eterna presente desde el primer encuentro en el continente, allá en las costas de Macuro, una tierra de gracia que no abandona ese encanto de su gente que ríe, canta y llora por siempre. Dioses, iglesias, santuarios y creencias múltiples que les llenan el espíritu de maneras nunca vistas.

En medio del fragor del baile, del ritmo del tambor y los cantos hondos que salen del alma, es la presencia de infantes lo que traduce la grandeza de este evento. Embutidos en sus trajes, adornados de sus plumas y tocados, sus caras son un reflejo de ese futuro brillante que los miembros de esta nación siempre le ha arrebatado a su destino impuesto.

Gustavo Pisani, RIchmond, 29 Septiembre, 2015

#EBookSpain #facebookdown Amazon.com/Gustavo-Pisani

Written by gpisanic

29/09/2015 at 12:01 AM

Asolarán sin límites

with 2 comments


Túnel al final de la luz

Túnel al final de la luz

Desolación

La calle lucia desolada apenas el último vehículo de la procesión oficial se perdió rápidamente de vista en la esquina que da hacia el palacio de gobierno, mientras los espontáneos obligados recogían sus kit de asistencia con suficiente comida para sobrevivir hasta la próxima convocatoria, en esa democracia suspendida que lucía como una guerra en cámara lenta de la cual nadie quería darse cuenta. Por años las víctimas han estado cayendo continuamente al asfalto bajo el fuego cruzado entre la intolerancia y la ignorancia, atizados por un odio que forma parte del discurso oficial, en una sociedad incapaz de darse respuestas a problemas que no ha comprendido durante varias generaciones.

Odiar al vecino como al peor enemigo, es el credo popular mientras la atención a la supervivencia quedaba ahogada bajo la revancha y el instinto asesino. A esta altura la fibra social se había destruido por la disolución de la familia, dejando en pie al único elemento social común, capaz de reunir voluntades y aglutinar las masas; el resentimiento.

Era necesario culpar a alguien de las incapacidades propias de impulsar un cambio, en una irresponsabilidad absoluta que había hecho perfecto maridaje con ese carácter infantil que apoyaba una celebración más que una ocupación, y una dádiva mas que un salario. Es una nación confundida en la agitada adolescencia de su vida republicana, presumiendo de valores que deben ser producto del esfuerzo, no del oportunismo.

El propósito del régimen de mantenerse en el poder a costa del pueblo era visible en las cicatrices de los sobrevivientes, en las marcas del alma que arrugan el gesto y doblan la espalda como si el peso infinito de la amargura no fuera suficiente para infringir una calamidad mayor.

El ambiente de las ciudades y pueblos era tosco, en claro reflejo de las almas desoladas y llenas de bajos sentimientos, en una degradación exacerbada por el clima y las tragedias naturales. La llama de vivir tan cara a esta gente que alguna vez se preció de una alegría contagiosa, se extinguió bajo el derrumbe de los valores que quizás alguna vez lograron impulsar la esperanza mas allá de las fronteras, como un ejemplo de la capacidad de superación, esfuerzo y trabajo.

María se rezagó tras la brisa del malecón, y antes de volver a su refugio alcanzó ver en el piso a un afiche brillante y sonriente a pesar del tizne de neumáticos que le marcaba. Se detuvo a recogerlo, le midió con curiosidad inclinando la cabeza, mientras se preguntaba en que parte de su vida podría ofrecerle alguna utilidad. Sin lograr responderse, dobló el cartón cuidadosamente y acomodándolo bajo el brazo libre se escabulló renqueando antes que las brigadas de limpieza dieran con ella. La anciana harapienta  parecía disfrutar de su andanza traviesa.

Cómo era que se llamaba el Papa? – se preguntó con una oscura sonrisa a cuestas, mientras colocaba el afiche bajo el catre del cuarto donde se arropaba cada noche con las estrellas de La Habana. Hasta que se quedó dormida para siempre soñando en una felicidad que no se parecía a la maquillada sonrisa de estudio de los eternos jerarcas, desplegada para convencer a la gente que continúen su vida indiferente bajo el signo de la muerte, esperando la siguiente convocatoria y su carga alienante de odio, capaz de redimir el hambre y la miseria humana que les ahoga.

Gustavo Pisani, Septiembre 28, 2015

Amazon.com/Gustavo-Pisani

Written by gpisanic

27/09/2015 at 10:17 AM

Casa Común – La Enciclica Verde

with one comment


Apretujados pero no salteados

Apretujados pero no salteados

Del Prefacio – La enciclica verde – Una cruzada ambiental

La indiferencia a escala global, nos lleva a un escenario donde los pueblos no han sido capaces de impulsar los mejores valores en pro de la especie, ni familiar, política o ambientalmente. Hasta que habló Francisco.

Soldado del Ejército de Jesús, este Santo Papa ha hecho honor al nombre elegido para su pontificado bajo el signo del Santo de Asisi, amante de la Naturaleza, para anunciar una cruzada en pleno siglo XXI – el rescate de las condiciones de vida para todos los ocupantes del planeta. Su encíclica papal, Eco Encíclica o Encíclica Verde, irrumpió en la discusión bizantina del clima con su cántico a las criaturas del planeta y la esperanza de iluminar el camino que no podemos evadir.

Gustavo Pisani, Richmond, 23 de Septiembre, 2015

#MiMusaLoly #EnciclicaVerde #PapaenUSA #EbookSpain

Amazon.com/Gustavo-Pisani

Written by gpisanic

23/09/2015 at 5:13 PM

Tenari – Habemus encíclica

leave a comment »


Termodinamia mía

Termodinamia mía

Cap 1  – La encíclica verde – Una cruzada ambiental

Adornada con unas greñas imposibles de domeñar, dando tumbos como si emergiera de una siesta prolongada a esa hora de la tarde, restregándose la cara y bostezando largamente. Era como una aparición tanto por su extrema delgadez como por sus piernas arqueadas que salían como varillas de una franela heroica.

Gustavo Pisani, Richmond 22 Septiembre, 2015

#PapaenUSA #EnciclicaVerde #Ebookspain #AutoPublicaenKindle

Amazon.com/Gustavo-Pisani

Written by gpisanic

22/09/2015 at 4:58 PM

En algún lugar del primer capítulo

with one comment


La caridad de la casulla

La caridad de la casulla

Cap 1.

Barro

La vaguada se ahincó con denuedo sobre la costa hasta que el deslave rehízo la faz de esta geografía azotada como jamás se recordaba. La vehemencia del huracán tenía visos desconocidos para los sobrevivientes, embarrados y temblorosos, con su vista al cielo denso y las manos en oración tardía. Las tareas de rescate no lograron contabilizar las almas que dieron al mar, desde la montaña donde se creían a salvo de la naturaleza sin preocuparse mucho por sus obligaciones. Eran tiempos de constricción pero ya no quedaban espacios para hacerlo, la devastación era total.

De la Enciclica Verde – Una cruzada ambiental – Seleccionada por Amazon para promoción especial. Léela antes que te arrepientas

Gustavo Pisani, Richmond, 20 de Septiembre, 2015

#EnciclicaVerde  #AutopublicaenKindel @Ebookspain

http://www.amazon.com/Gustavo-Pisani

Written by gpisanic

20/09/2015 at 10:48 AM

El sabañon

Blog de Adrián Gastón Fares, director de cine y escritor argentino (nacido en Buenos Aires, Lanús)

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

elamorquenuncafue

MI HiSTORIA EN BLOGS🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋

EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS

Una novela de Manuel Cerdà

Venezolana con Paciencia.

"La mente que se abre a una nueva idea, jamás volverá a su tamaño original" Albert Einstein.

Barroco Barraco

by Muhammadcriollo

HIJXS . VOCES

Rescate y recopilación de memoria intergeneracional en la Web.

pruebaconana

PRUEBA CON ANA ESTA CREADO PARA PROMOCIONAR PRODUCTOS,EMPRESAS,TIENDAS,BASADAS EN LA OPINION DE UNA MAMA DEJANDO RESEÑAS Y POST INFORMATIVOS. SI QUIERES QUE PROMOCIONE TUS PRODUCTOS ,TIENDA,O SERVICIOS CONTACTA COMMIGO EN : ANASOBE@HOTMAIL.COM

A %d blogueros les gusta esto: