Un gato en el año del tigre

Mi gato maúlla por siempre.

Historias en Cubierta – Yon Glin Lan 1 de 2

leave a comment »

El esquema

Aprendiz

La bahía de Geo-Je no sale de la persistente bruma primaveral, mientras le arropan las montañas a su alrededor, verdaderos guardianes de tifones y ventiscas de ese traicionero mar de China. Sin salir aún el sol, a bordo de la imponente nave que fondea confiada en el golfo, el suave movimiento de las olas resulta imperceptible, y la tripulación descansa del turno principal. Las balizas acusan la ubicación de este objeto marino, en medio del tráfico que no se detiene entre los astilleros igualmente activos, con luces a lo lejos por toda esa costa incansable que no duerme.

En la cocina del buque todo indica que no habrá descanso posible para los asistentes y ayudantes del Jefe, el inefable Señor Quin Cho Cho, quien ya despacha de madrugada desde su oficina sin sillas. En sus manos redondas se aplaca la ansiedad de toda una masa aproximada a las 100 almas hambrientas.

Más que imponente, resulta amenazante gracias a los cuchillos de cocina siempre a su alcance, sin importar donde se encuentre. Su uniforme ya de color indescriptible, es una combinación de efectos y evidencias de platos capaces de levantar a un muerto, literalmente, con trazos que describen diferentes eventos como capas arqueológicas. Un collage en el contexto artístico. Formado en el rigor de las milicias, no conoce manera diferente de proceder y como a un pequeño ejército, organiza su grupo estrictamente por tareas que son administradas por el Sous Chef, el segundo de a bordo, quien le complementa en perfecta antítesis e incansable sombra capaz de seguirle a casi todo lugar de este mundo metálico.

La rutina diaria es simple pero efectiva, todo parte de una parada oficial frente a la oficina ubicada al fondo del frigorífico, rodeado de medios canales pendiendo de ganchos en suave vaivén, donde todos vestidos de blanco se encuentran ateridos bajo una luz lánguida y triste, incapaces de evitar las convulsiones persistentes producto de la temperatura de conservación. Aprendices y ayudantes venidos de muchas partes de Asia, en estricta formación son inspeccionados escrupulosamente por el encargado. Sus temblores son aplacados por el terror a la mirada implacable de quien todo lo ve en ese ambiente irreal.

El vaho se condensa sobre las siluetas a contraluz, sometidas a gritos infinitos a los que se acostumbran escuchar del jefe. Se inicia desde muy temprano el orden del día.

Al cabo de esta tortura inicial y con pose marcial, este ejecutor de nombre Tin Chao, aborda lentamente la descripción de las tareas bajo la implacable figura del Chef y dueño absoluto de sabores e ingredientes. Mientras se desarrolla el diálogo, éste permanece detrás en jarras amenazantes con sus rendijas apenas bajo un esbozo de cejas, sin mostrar si está viendo o no y un gesto en su cara circular, que no se puede traducir como humano. Al cabo de los minutos la adrenalina parece ir aumentando en concierto con los gritos y amenazas de castigos impensables, atropellados a velocidad creciente, enrojeciendo a la par del silencio y el miedo ya innegable de sus víctimas.

Al concluir este diario pasaje por el purgatorio, el Sr. Chao lanza apresurado un histérico grito de guerra que retumba en la oscuridad hasta en los camarotes, tres plataformas más arriba, impulsando en tropel y hacia todas direcciones a su aterrada tripulación que desaloja rápidamente la cava, dejando una estela de pánico. Ha comenzado una jornada en la cocina del buque petrolero La mare-mares.

A partir de ese instante, como en una carrera de obstáculos, los atareados trabajadores se concentran en cada una de sus estaciones, mientras el menú es deshilachado en el preparado, limpieza, corte y demás actos de una coreografía silenciosa, sólo para ser reconstruido en actos magistrales por el responsable último de los productos de esta cocina delirante.

Al igual que en un quirófano, los movimientos y señales imperceptibles sustituyen otros medios de comunicación. Palabras en murmuros coronan el burbujear de un consomé en la marmita, sonidos de golpes secos demuelen los huesos de un ave, una extractora de jugos inunda el ambiente con su pujante sonido. Un mecanismo de relojería es lo más parecido al recorrido silente pero sufrido de sus componentes.

La concentración de todos se encuentra ya en el nivel más alto posible, justo a tiempo para cumplir con el primer desayuno. Entonces sucede lo inesperado.

Un tazón donde se bate una tortilla, se desliza de las manos imberbes del aprendiz hasta romper el silencio estrepitosamente.

Por alguna fracción de tiempo imperceptible las ocupaciones de limpieza y preparación sufrieron un pestañeo. Parece que algo iba a suceder. Todos se vieron sin decir palabra y aceleraron sus tareas de por sí apresuradas.

Continuará….

Anuncios

Written by gpisanic

24/09/2010 a 1:01 AM

Deja un comentario por favor

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El sabañon

Blog del director de cine y escritor argentino (nacido en Buenos Aires, Lanús) Adrián Gastón Fares.

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

elamorquenuncafue

MI HiSTORIA EN BLOGS🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋🦋

EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS

Una novela de Manuel Cerdà

Venezolana con Paciencia.

"La mente que se abre a una nueva idea, jamás volverá a su tamaño original" Albert Einstein.

Barroco Barraco

by Muhammadcriollo

HIJXS . VOCES

Rescate y recopilación de memoria intergeneracional en la Web.

pruebaconana

PRUEBA CON ANA ESTA CREADO PARA PROMOCIONAR PRODUCTOS,EMPRESAS,TIENDAS,BASADAS EN LA OPINION DE UNA MAMA DEJANDO RESEÑAS Y POST INFORMATIVOS. SI QUIERES QUE PROMOCIONE TUS PRODUCTOS ,TIENDA,O SERVICIOS CONTACTA COMMIGO EN : ANASOBE@HOTMAIL.COM

A %d blogueros les gusta esto: